Declaración de Guardaparques, Neltume, 19 de Junio

E-mail Print

Los Guardaparques de Áreas Silvestres Protegidas tanto públicas como privadas de Chile, que protegen más de 15 millones de hectáreas, reunidos en la Reserva Biológica Huilo – Huilo ubicada en la región de Los Ríos, comuna de Panguipulli, consideramos que:

En virtud de los antecedentes que manejamos respecto del proyecto de ley que crea el Servicio de Biodiversidad y Áreas Silvestres Protegidas, creemos pertinente plantear que este ordenamiento jurídico institucional organizacional es un gran paso, y estamos convencidos que con nuestra mirada particular y como participes de este dialogo podemos generar un aporte sustancial que permita perfeccionar esta iniciativa.

Adicionalmente pensamos que es necesario incorporar los aportes de todos los sectores políticos, técnicos, científicos y de la ciudadanía, que permitan apuntar a la excelencia total en sus alcances. Muchos de estos actores relevantes no están debidamente incluidos en esta conversación.

En particular respecto del proyecto ley nos parece fundamental considerar que:
· Tenga rango constitucional.
· Tenga una asignación presupuestaria clara para su implementación,
· Reconozca a los Guardaparques como la autoridad competente en la conservación y fiscalización en las áreas protegidas tanto públicas como privadas.

También percibimos una insuficiencia de la institucionalidad propuesta, y ante esto, planteamos la necesidad de contar con una Contraloría Ambiental Autónoma que haga más eficiente el sistema, considerando que la ausencia de un organismo con potestades públicas hace imposible el control efectivo del patrimonio nacional existente dentro de las Áreas Silvestres Protegidas y zonas aledañas. Asimismo, consideramos importante contar con un servicio especializado dedicado exclusivamente a la conservación de Áreas Silvestres Protegidas, otorgándole el estatus, la jerarquía y la potestad necesaria para la conservación del patrimonio natural y cultural del país.

Consideramos que nuestros recursos naturales y las áreas silvestres protegidas son esenciales para la protección de la biodiversidad, la mitigación del cambio climático, el desarrollo económico local y regional; y son un aporte fundamental para construir nuestra identidad e imagen país ante el mundo.
Para esto proponemos:
· La creación de la figura legal del Cuerpo de Guardaparques de Chile y el Guardaparque como tal, con potestades públicas, que permitan incorporar la opinión institucional en proyectos que sean de interés nacional y que afecten o amenacen las áreas protegidas tanto públicas como privadas.
· Transformación de los Planes de Manejo en Planes de Conservación con herramientas legales efectivas y con presupuestos vinculantes.
· Que la administración de los derechos de aguas, espacio aéreo, subsuelo y material genético sea otorgada a las Áreas Silvestres Protegidas correspondientes.

Los Guardaparques de Chile, convocamos a quienes tienen hoy el poder de tomar decisiones, que analicen y consideren estas observaciones como un aporte constructivo. Nuestra experiencia basada en el conocimiento, la experiencia empírica y la aplicación concreta de la conservación y preservación en las ASP, nos dice que el problema no se remite sólo a la falta de recursos y una nueva institucionalidad, si no que a un problema ético y moral, de compromiso y consecuencia, de gestión y de herramientas legales eficaces donde se superponen los intereses de la protección de los recursos naturales y culturales de nuestra patria por sobre los intereses económicos.

Por último, reiteramos nuestro firme convencimiento de que es el momento propicio para que la nueva institucionalidad de las Áreas Silvestres Protegidas públicas y privadas de Chile, se convierta en un aporte a la modernización del Estado, generando efectivamente un mejoramiento económico, social y ambiental para la vida de chilenas y chilenos.

Neltume, 19 de junio de 2011.