El Río Simpson enfrenta su mayor flagelo en la Región de Aysén

Correo electrónico Imprimir
Foto: Daniel RojasFoto: Daniel Rojas
 
 
Por Luis Goycoolea
 
“Las truchas están cambiando su morfología, poniéndose blancas”, cuenta un alarmado Gabriel “Gabo” Benoit, guía y eximio pescador con mosca de la Región de Aysén. Su pasión lo ha llevado a recorrer prácticamente todo Chile pescando, de norte a sur, en mar, lagos, ríos y esteros cordilleranos; incluso, marcas como Patagonia lo tienen entre su staff de Brand Influencer, para difundir el deporte. En sus recorridos, “Gabo” ha visto cuáles son los peligros que se ciernen sobre esta disciplina en el país.
 
“En Chile, el mayor problema que enfrenta la pesca con mosca lo estamos viendo hoy en la Región de Aysén, con la extracción de ripio”, dice tajantemente. Se han contabilizado ocho empresas que utilizan la ribera del río para sacar áridos, pero en la práctica son muchas más.
 
“Como será que hace algunas semanas estuvimos pescando en el Río Simpson con Yvon Chouirnard, el fundador de la marca de ropa Patagonia, y luego de una hora de pesca el río ¡comenzó a ponerse turbio! Impensable. A pocos kilómetros más arriba había una extracción”, agrega Benoit.
 
Aclara que en esta temporada el número de personas que han llegado a la Región a pescar o hacer alguna actividad de turismo ha ido en aumento, pese al aluvión que afectó a villa Santa Lucía y que cortó la carretera Austral. “Cada año se ve más personas llegando a la zona a practicar algún deporte, ya sea rafting, pesca o mountain bike”, dice.
 
Por  lo mismo, como guía de pesca le preocupa que la extracción está impactando en la flora y fauna de la zona, el recurso turístico. “Para colmo, nos dimos cuenta que las truchas están cambiando su morfología, poniéndose blancas. Esto es un daño tremendo. La extracción está impactando gravemente el curso de las aguas, las aguas y su población de truchas”, agrega “Gabo”.
 
¿La solución? Se pregunta y responde: “Un trabajo que debe realizarse desde el municipio y con la gente de la zona. Y ojo, la industria de la pesca genera muchos recursos en la Región: da trabajos, se abren nuevos lodge, se suman guías, operadores, hay muchas personas que subsisten del tema”.
 
Y en cuanto al rol de las generaciones más jóvenes de Aysén, Benoit dice que son más consciente, pero que el entorno y la cultura les juega en contra. “No se les está entregando las herramientas. Se les enseña, llegan las vacaciones y al salir ven que las carreteras están cortada, que en el río hay máquinas, que no pueden ingresar a la reserva de Coyhaique para andar en bicicletas... Entonces es contradictorio”, dice. 
 
 
 

¡Suscríbete hoy!

Destacados en Directorio