La minera eléctrica

Correo electrónico Imprimir
 
Hemos estado informando sobre detalles poco conocidos de las empresas -trasnacionales- mineras y eléctricas, haciendo mucha alusión a HidroAysén y poca a Energía Austral, subsidiaria del gigante minero transnacional Xstrata y dueña del proyecto de dos represas en el Río Cuervo. Es más, una de las críticas que se nos hace es que nos dedicamos poco a ese proyecto. ¿Cómo es que se nos puede pasar desapercibida esta empresa y megaproyecto que reúne en si todo lo que criticamos y cuya energía, que sería producida a costas del medio ambiente y gente de Aysén, tiene un claro objetivo de alimentar sus mineras de El Morro & La Fortuna y El Pachón ?
 
La verdad es que Energía Austral -Xstrata, heredera de Alumysa-Noranda, apareció con su restaurado proyecto cuando ya estábamos de cabeza dedicados al Goliat de HidroAysén, que por cierto nos significa un trabajito no menor. Mientras, el proyecto Cuervo desde un principio se vio poco viable y poco serio. A tanto que no cuenta con la cantidad de agua que dicen y quisieran tener, o sea tampoco podrían generar la energía que pretenden, y su estudio de evaluación de impactos ambientales, EIA, entregado en enero de 2007, en el que se afirmaba, entre otras mentiras, que la zona no era sísmica, se cayo bochornosamente con el terremoto de Aysén.
 
Así y todo, el año pasado insistieron en presentar un “nuevo” EIA (la verdad es que se nutre e incluso contradice en mas de alguna información “científica” del EIA anterior y del de Alumysa), aunque esta claro que esta vez tuvieron cuidado de admitir que sí podría haber sismos, por supuesto que cada cien o mas años, igual que la posibilidad de que entren en erupción los volcanes (que para Alumysa eran dos y apagados), y que ahora son ¡ cuatro y activos mas treinta y dos conos adventicios !
 
Igual, la falla geológica Liquiñe-Ofqui, la más temida del país, que en la línea base geológica de ese proyecto pasa justo por donde pretenden poner sus represas, en el EIA, convenientemente maquillado, aparece como insignificante fallita terciaria. ¿Es que aún insisten en auto-engañarse? ¿O a que están jugando?
 
Aparte de estos gajes poco dignos de responsabilidad empresarial e informe de sustentabilidad (por algo no los ponen), no estaría demás también incluyan el lamentable capítulo de los muertos y desaparecidos en el Río Cuervo de hace algo mas de un año. Porque ¿no van a decirnos que tuvieron nada que ver en eso? Para que hablar de sus notables esfuerzos corruptivos con autoridades y comunidad.
 
En cuanto al mapa para “establecer cuáles son las áreas aptas para centrales eléctricas y cuáles son las áreas que deben ser siempre protegidas para que sean Santuario de la Naturaleza”del instructivo presidencial; según el ordenamiento territorial ya existente, el proyecto Río Cuervo se topa con un borde costero zonificado para el turismo, la acuicultura y la preservación del Monumento Natural Cinco Hermanos, que se encuentra a unos 12 kilómetros.  Mientras en tierra, en el Plan de Ordenamiento Territorial,  aparece una extraña zonificación de explotación minera (¿un proyecto hidroeléctrico es una minera?) y también forestal, turística y de fragilidad ambiental. A propósito de fragilidad, en el área subsisten 48 especies de flora y fauna en categorías de conservación y cinco endémicas, entre éstas algunas en peligro de extinción como el Huillín y la Ranita de Darwin. También hay que agregar que tanto en la línea base del EIA así como en las observaciones de los servicios públicos revisores hay consenso sobre el gran valor ambiental y de pristinidad del área. Por desgracia y a pesar de sus excepcionales valores naturales, aparte del Monumento Nacional Cinco Hermanos, no hay ahí otra protección efectiva con peso legal. Y eso probablemente es porque gran parte de ella es desconocida. Quienes la conocemos, aunque sea solo el borde y desde el aire, podemos decir que el paisaje del sector de los lagos Yulton, Meullín y Lagunas Caiquenes y volcanes Maca, Cay, Yulton y Meullín y Río Cuervo, es de lo más valioso que hemos visto, con alguna semejanza con aquel de Cotacotani-Chungará y los Payachatas. Y por supuesto, merece ser puesto en valor y protegido para las próximas generaciones, en vez de pretender su alteración y destrucción y permitir su pérdida irreversible. 
 
Foto gentileza Foroenergias